SOTANA SATANA

SOTANA SATANA

Sera publicado para JUNIO de 2018

 

Este en este libro, pretendo dar un giro de 180 grados con respecto a la cara oculta que se nos prentende inculcar sobre el nombre de Satán, en la Biblia… pero lo que pocos conocen es que Satao Shaitan, para los Egipcios, fue un Faraón que no es mencionando. Y menos aún decir, que la Esfinge de Keops, es el propio “SATA”. Pero segun tablillas sumerias, SATARAN o NINGIZZIDA, es SATA el hijo de EA-ENKI. Y según Zecharias Sitchin, en tiempos de “SUMER”, cuando la

SOTANA SATANA

SOTANA SATANA

Atlantida estaba en total apogeo. Decidieron construir las piramides. Y SATARAN, le pidio a su padre y su tio ENLIL, que le dejaran gobernar en Egipto. Pero esa tarea callo en manos de una mujer SUMERIA-ANNUNAKI. Luego pidio que en la Esfinge se le retratara al el. Y eso es lo que es un enigma para los Egiptologos. ¿De quien es la cara de la Esfinge de Keops? ¿Que hubo antes alli tallado?. A los cristianos con frecuencia les hacen preguntas acerca de Satanás: ¿Quién es él? ¿Fue creado? ¿Cuándo fue creado?. Estas y otras preguntas similares son preguntas válidas que la gente puede hacer. Para contestarlas, tenemos que tomar en cuenta cuidadosamente lo que dice la Biblia, ya que es la única fuente de información sobre Satanás que es totalmente confiable. La Biblia no da mucha información acerca de Satanás o de los ángeles, pero sí da suficiente información como para responder algunas de estas preguntas. La Palabra de Dios es infalible y es la autoridad absoluta; por lo tanto, tenemos que desconfiar de las conclusiones que sean extraídas de otras fuentes que no sea la Biblia, como por ejemplo las ideas o tradiciones de los hombres. Veamos lo que la Biblia dice con relación a estas preguntas.

El primer uso del nombre de Satanás se encuentra en 1 Crónicas 21:1; cronológicamente, Job que fue escrito mucho antes, lo supera en tiempo. Satanás se encuentra en todo Job 1 y 2. Satanás literalmente significa “oponente” en hebreo. Otro nombre aparece en el Antiguo Testamento en la versión Reina Valera Gómez:

Nombre egipcio: Sata

“Hijo de la tierra”; serpiente cuyos años son infinitos, ya que renueva su juventud cada día. Es una forma del sol y uno de los varios aspectos de la gran serpiente primordial. Su morada estaba en los confines de la tierra.

¡Cómo caíste del cielo, oh Lucifer, hijo de la mañana! Cortado fuiste por tierra, tú que debilitabas las naciones. (Isaías 14:12).

Esta es una de las pocas versiones en donde se usa el nombre de Lucifer para referirse a Satanás. La palabra no viene del hebreo sino del latín. Quizás esta traducción al español fue influenciada por la “Vulgata Latina”, donde se usa este nombre. En latín, Lucifer significa “portador de luz”.

En hebreo es heylel y significa “lucero,” “estrella de la mañana,” o “lucero de la mañana.” Muchas traducciones modernas lo traducen como lucero del amanecer o estrella luciente. En este pasaje, heylel se refiere al rey de Babilonia y a Satanás en sentido figurado. Por supuesto, Jesús reclama este título en Apocalipsis 22:16. Aunque el pasaje de Apocalipsis está en griego y el pasaje de Isaías está en hebreo, en ambos se traduce de manera similar.

Pero de cierto es, que “Lucifer” es un ser de la rama genialogica de los “Draconis” o serpiente antigua, y “Sata o Satanael” es un hibrido de la rama genialogica de los Dragones, pero estos son “Orionitas”, humanoides con rasgos Reptil, mitad serpiente, mitad dragón y mitad humano. CON TRES DEDOS (Trodoon Humanoide).

Soy la serpiente Sata, cuyos años son infinitos. Me acuesto muerta y renazco cada día. Soy la serpiente Sa-en-ta, que mora en los más remotos confines de la tierra. Me acuesto en la muerte. Nazco, me renuevo, vuelvo a ser joven cada día. (El Libro de Ani).

Actualmente pueden encontrarse en Egipto más de treinta especies de serpientes, la mayoría de las cuales son inofensivas para el hombre. Habitan lugares muy diferentes, desde las arenas del desierto al delta del Nilo. Para los antiguos egipcios eran sumamente beneficiosas, puesto que los libraban de los roedores que causaban estragos en los alimentos almacenados, pero al mismo tiempo las especies venenosas suponían un grave peligro, y eran muchas las muertes a causa de la mordedura de alguna serpiente. Este animal simbolizaba el comienzo y el fin de los tiempos, además de la fertilidad, la infinitud del mar y la relación entre la existencia y la inexistencia: el uróboros, que se representa enroscado en torno al mundo y mordiéndose la cola. Símbolo del rejuvenecimiento y la eternidad, de interminables ciclos, representaba tanto lo bueno como lo malo: la energía, la resurrección, el poder, la sabiduría y la astucia, pero también la oscuridad, la corrupción y el mal.

Los annangu (Australia) cuentan: Un día, los Dioses MOCO MOCO, bajarón en sus naves redondas (al la piedra de ULURU, Ayers Rock). Y lucharon, los serpiente venenosos contra los serpientes no venenosos. Y los hombres serpiente no venenosos, ganaron.

Una de las especies era la cobra egipcia o áspid de Cleopatra, llamada Naja haje, considerada la guardiana de los faraones y un importante emblema de la realeza y de su poder. Los faraones llevaban a modo de corona el ureo de oro, la imagen de una cobra que los protegía y que escupía fuego a sus enemigos.

 

ESTO Y MUCHO MÁS EN MI PROXIMO LIBRO… No te lo debes de perder: “Prefiero saber una cosa de todo. Que saber todo de una sola cosa… Jésmar Martínez.

IRE AMPLIANDO MAS INFO EN BREVE…

SUMERIOS

Los Sumerios comprenden la historia de los que del cielo vinieron a la tierra. (Annunaki).

Toda la info, en breve…

ACADIOS

El reino de Akkad, es intrinseco a los Reinos de Sumer y Babilonia.

Toda la info, en breve…

BABILONIOS

El Imperio Babilónico 612 a 539 aC (73 años)
Babilonia fue el poder que conquistó a Asiria. En su barrido hacia el oeste, el imperio destruyó a Judá y conquistó Egipto. En una época el imperio controlaba 193.051 millas cuadradas (500.000 kilómetros cuadrados) de tierra.

El rey Nabucodonosor (605 – 562 a.C.) es considerado el más grande de todos los Reyes de Babilonia. El profeta Isaías cantó la caída de Babilonia cien años antes de su ascenso al poder en 612 aC. (Isaías 13: 1, 13:19, 14:22). El esplendor de Babilonia como la ciudad de la Reina, la “gloria de los reinos” y “la ciudad de oro” (Isaías 13:19, 14: 4) fue claramente imaginado. La caída de Babilonia se describe en detalle, nombrando a los Medos desconocidos como destructores de Babilonia (Isaías 13:17 – 19).
Interacciones babilónicas con Judá Antiguo…

El rey Nabucodonosor (605 – 562 a. C.)
En 605 a. Nabucodonosor hizo su primer ataque de Jerusalén durante el reinado del rey de Judá Joacim (2Cronicles 36: 7). El profeta Daniel y sus compañeros fueron llevados cautivos. En 597 a. El rey de Babilonia subió otra vez contra Jerusalén durante el reinado del rey Joaquín (2Cronicles 36:10). Joaquín fue capturado y llevado cautivo a Babilonia, así como al profeta Ezequiel ya otros. Nabucodonosor establece a Sedequías como el nuevo rey de Judá. En 586 a. Jerusalén es atacada una tercera vez por Nabucodonosor, esta vez durante el reinado del rey títere de Judá Sedequías. Los babilonios queman el templo de Jerusalén, destruyen la ciudad y llevan todos los tesoros del templo a Babilonia.

El Código de Hammurabi
Prólogo y epílogo

Este código legal fue compilado durante el reinado de Hammurabi (1792-1750 aC), rey de Babilonia. Si bien hubo recopilaciones anteriores de leyes, esta es la más antigua existente en esta extensa.

Cronologías
Oriente Medio: Primeras civilizaciones mesopotámicas

El primer texto es una carta a Hammurapi y tiene que ver con el comercio. Un comerciante está molesto por no haber conseguido su cebada hasta ahora.

A-na Den-zu-i-din-nam ki-bi-ma um-ma ha-am-mu-ra-pi-ma mdigir-su-i-bi dam.gar uvula nam.5 ki-a-am ú-lam-mi-da-an-ni um-ma su-ú-ma 30 se.gur a-na den.zu-ma-gir gir.nita ad-di-im-ma dub-pa-su na-si-a-ku-ma is-tu mu.3kam e-te-ne-er-ri-is.su-ma se-am ú-ul i-na-ad-di-nam ki-a-am ú-lam-mi-da-an-ni dub-pa-su a-mu-ur-ma se-am ú mas.bi mden.zu-ma-gir li-sa-ad-di-nu-ma a-na digir-su-i-bi i-di-in

Ana Sin-Iddinam kibima umma Hammu-Rapima Ilsu-Ibbi tamkarum wakil hamistim kiam ulammidanni umma suma salasa kur seam ana Sin-Magir sakannakkim addima tuppasu nasiakuma istu salas sanatim etenerrissuma seam ul inaddinam kiam ulammidanni tuppasu ammurma seam u sibassu Sin-Magir lisaddinuma ana Ilsu-Ibbi idin

To Siniddinam speak! As follows, Hammurapi. Ilsuibbi the merchant and supervisor of five, informed me thus as follows: ’30 For of barley I gave to the governor Sinmagir and I hold his clay tablet and for 3 years I demand it from him again and again, but he won’t give me the barley’. So he informed me. Check his clay tablet and one shall make Sinmagir give the barley and its interest. And give it to ilsuibbi.

¡A Siniddinam hablarle! De la siguiente manera, Hammurapi. Ilsuibbi el comerciante y supervisor de cinco, me informó así: “30 Por de cebada le di al gobernador Sinmagir y sostengo su tablilla de arcilla y por 3 años lo reclamo de él una y otra vez, pero él no me dará a mí la cebada”. Así que me informó. Revise su tableta de arcilla y yó haré que Sinmagir le de la cebada y sus interés. Y désenlo a ilsuibbi.

El segundo texto es una inscripción de Hammurapi, alabándose a sí mismo y lo que hizo por Sippir y Babilonia.

PROTO EGIPCIO…
ha-am-mu-ra-pi.
LUGAL da-num LUGAL KÁ.DIGIR.TAki LUGAL ki-ib-ra-tim ar-ba-in ba-ni ma-tim LUGAL sa ep-sa-tu-su a-na si-ir dUTU ú dAMAR.UTU ta-ba a-na-ku BÁD sa ZIMBIRki in e-pe-ri ki-ma SA.TU-im ra-bi-im re-si-su lu ú-ul-li ap-pa-ra-am lu us-ta-as-hi-ir-su idBURANUN a-na ZIMBIRki lu ah-ri-a-am-ma KAR su-ul-mi-im lu ú-um-mi-su ha-am-mu-ra-pi ba-ni ma-tim LUGAL sa ep-sa-tu-su a-na si-ir dUTU Ú dAMAR.UTU ta-ba a-na-ku ZIMBIRki ú KÁ.DIGIR.TAki sa-ba-at ne-ah-tim a-na da-ri-a-tim lu ú-se-si-ib ha-am-mu-ra-pi mi-gi4-ir dUTU na-ra-am dAMAR.UTU a-na-ku sa is-tu UD-um si-a-tim LUGAL in LUGAL-ri la-ib-ni-ú a-na dUTU be-li-ia ra-bi-is lu e-pu-ús-su-um

Hammu-Rapi sarrum dannum sar Babili sar kibratim arbaim bani matim sarrum sa epsatusu ana sir Samas u Marduk taba anaku duram sa sippir in eperi kima sadim rabim résisu lu ulliapparam lu ustashirsu Purattam ana Sippir lu ahriamma kar sulmim lu ummissu Hammu-Rapi bani matim sarrum sa epsatusu ana sir Samas u Marduk taba anaku Sippir u Babili subat nehtim ana dariatim lu usesib Hammu-Rapi migir Samas naram Marduk anaku sa istum statim sarrum in sarri la ibniu ana Samas beliya rabis lu epussum

HAMMURAPI, strong king, king of Babylon, king of the four corners of the world, creator of the land, king whose deeds please Samas and Marduk. Me, I truly raised the head of the wall of Sippir out of the dust like a tall mountain. With reeds I encircled it truly. I dug the Euphrates unto Sippir and truly provided it with a wharf of salvation. Hammurabi, creator of the land, king whose deeds please SAmas and Marduk. Me, I truly let Sippir and Babylon reside in a place of tranquility. Hammurabi, minion of Samas, favorite of Marduk. Me, I truly built for Samas my lord, in a magnificent manner, what was never built for a long time by a king among the kings.

HAMMURAPI, rey fuerte, rey de Babilonia, rey de los cuatro rincones del mundo; creador de la tierra, rey cuyas obras agradan a Samas y Marduk. Yó, verdaderamente levanté la cabeza de la pared de Sippir del polvo como una montaña alta. Con los juncos lo rodeé verdad. Cavé el Eufrates a Sippir y le proveí de verdad un muelle de salvación. Hammurabi, creador de la tierra, rey cuyas obras agradan a Samas y Marduk. Yó, de verdad, dejo que Sippir y Babilonia residan en un lugar de tranquilidad. Hammurabi, sargento de Samas, favorito de Marduk. Yo, verdaderamente, construí para Samas mi señor, de una manera magnífica, lo que nunca fue construido por un rey entre los reyes.

El tercer texto es una especie de encantamiento para deshacerse de una mosca.

RITUAL…
am-ha-sa-ka i-na mu-hi-im is-tu mu-hi-im a-na pu-ti-im is-tu pu-ti-im a-na ha-ar-ha-sani-im is-tu ha-ar-ha-sa-ni-im a-na na-hi-ri-im sa ap-pi-im u-ta-mi-ka nin-kar-ra-ak ti-bu-ti er-bi-im lu te-te-be-am.

AMHASAKKA INA MUHHIM ISTU MUHHIM ANA PUTIM ISTU PUTIM ANA HARHASANNIM ISTU HARHASANNIM ANA NAHIRIM SA APPIM UTAMMIKA NINKARRAK TIBUTI ERBIM LU TETEBEAM.

I beat you on the skull, from the skull to the forehead, from the forehead to the ear, from the ear to the nostril. I summon you by Ninkarrak: You shall truly fly away like a swarm of locusts.

Te golpeo en el cráneo, desde el cráneo hasta la frente, desde la frente hasta la oreja, desde la oreja hasta la fosa nasal. Te llamo por Ninkarrak: De verdad volarás como un enjambre de langostas.

I. El Prólogo
Cuando Anu el Sublime, Rey de los Anunaki, y Bel, el señor del Cielo y la tierra, que decretó el destino de la tierra asignada a Marduk, el soberano de Ea, Dios de la justicia, el dominio sobre el hombre terrenal, y hecho Lo llamaron grande entre los Igigi, llamaron a Babilonia por su nombre ilustre, lo hicieron grande sobre la tierra, y fundaron en él un reino eterno, cuyos fundamentos se establecieron tan sólidamente como los del cielo y la tierra; Entonces Anu y Bel llamaron por mi nombre, Hammurabi, el príncipe exaltado, que temía a Dios, para llevar a cabo la regla de la justicia en la tierra, para destruir a los malos y los malvados; Para que los fuertes no hagan daño a los débiles, para que yo gobierne sobre los negros como Shamash e ilumine la tierra, para promover el bienestar de la humanidad. Hammurabi, el príncipe, llamado de Bel soy yo, haciendo riquezas y aumentando, enriquecedor Nippur y Dur-ilu incomparable, sublime patrón de E-kur, que restableció Eridu y purificó la adoración de E-apsu, que conquistó los cuatro cuartos de El mundo, hecho grande el nombre de Babilonia, regocijó el corazón de Marduk, su señor que paga diariamente sus dedicaciones en Saggil, el scion real que el pecado hizo, que enriqueció Ur; El humilde, el reverente, que trae riqueza a Gish-shir-gal, el rey blanco, oyó hablar de Shamash, el poderoso, que de nuevo sentó las bases de Sippara. . . Quien dejó que el nombre de Ishtar de Nínive permaneciese en E-mish-mish, el Sublime, que se humilla ante los grandes dioses, sucesor de Sumula-il; El poderoso hijo de Sin-muballit, el rey real de la eternidad, el poderoso monarca, el sol de Babilonia, cuyos rayos arrojaban luz sobre la tierra de Sumer y Akkad, el rey, obedecido por las cuatro partes del mundo; Amado de Ninni, soy yo. Cuando Marduk me envió a gobernar sobre los hombres, para dar la protección del derecho a la tierra, hice justicia y rectitud. . . , Y produjo el bienestar de los oprimidos.

II.El Epílogo
LEYES de justicia que Hammurabi, el rey sabio, estableció. Enseñó a la tierra una ley justa y un estatuto piadoso. No me he apartado de los hombres, a quienes Bel me dio, la regla sobre la que Marduk me dio, yo no fui negligente, pero les hice una morada pacífica. Exponía todas las grandes dificultades, hacía brillar la luz sobre ellas. Con las poderosas armas que Zamama e Ishtar me confiaron, con la aguda visión con la que Ea me dotó, con la sabiduría que Marduk me dio, he desarraigado al enemigo arriba y abajo (en el norte y el sur), sometido a la tierra, traído Prosperidad a la tierra, seguridad garantizada a los habitantes en sus hogares; Un perturbador no estaba permitido. Los grandes dioses me han llamado, yo soy el pastor que da vida, cuya plantilla es recta, la buena sombra que se extiende sobre mi ciudad; En mi pecho aprecio a los habitantes de la tierra de Sumer y Akkad; En mi refugio los he dejado reposar en paz; En mi profunda sabiduría los he encerrado. Para que los fuertes no hagan daño a los débiles, para proteger a las viudas y huérfanos, tengo en Babilonia la ciudad donde Anu y Bel elevan su cabeza, en E-Sagil, el Templo, cuyos cimientos se mantienen firmes como el cielo y la tierra, Para hacer justicia en la tierra, para arreglar todas las disputas y sanar todas las injurias, ponen estas preciosas palabras, escritas en mi estatua, delante de mí, como rey de justicia. El rey que gobierna entre los reyes de las ciudades soy yo. Mis palabras son bien consideradas; No hay sabiduría como la mía. Por el mandamiento de Shamash, el gran juez del cielo y de la tierra, salga la justicia en la tierra. Por orden de Marduk, mi señor, no dejes que mi monumento se destruya. En E-Sagil, que amo, repita mi nombre; Que el oprimido, que tiene un caso de ley, venga y se parará ante esta mi imagen como rey de justicia; Lea la inscripción y comprenda mis preciosas palabras. La inscripción le explicará su caso; Él descubrirá lo que es justo, y su corazón se alegrará, para que diga:

“Hammurabi es un gobernante que es como un padre de sus súbditos, que tiene las palabras de Marduk en reverencia, que ha logrado la conquista de Marduk sobre el norte y el sur, que regocija el corazón de Marduk, su señor, que ha otorgado beneficios para Siempre y siempre sobre sus súbditos, y ha establecido el orden en la tierra. “

Cuando lea el expediente, que ore con pleno corazón a Marduk, mi señor, ya Zarpanit, mi señora, y entonces las deidades protectoras y los dioses, que frecuentan E-Sagil, concederán graciosamente los deseos presentados diariamente ante Marduk, mi Señor, y Zarpanit, mi señora. En el tiempo futuro, por todas las generaciones venideras, que el rey, que está en la tierra, observe las palabras de justicia que he escrito en mi monumento; No altere la ley de la tierra que yo he dado, los edictos que promulgue; Mi monumento no lo dejó mar. Si tal gobernante tiene sabiduría y puede guardar su tierra en orden, observará las palabras que he escrito en esta inscripción; La ley, estatuto y ley de la tierra que yo he dado; Las decisiones que he hecho le mostrarán esta inscripción; Que gobierne sus súbditos en consecuencia, que les hagan justicia, que den las decisiones correctas, que arranquen a los malvados y criminales de esta tierra y que concedan prosperidad a sus súbditos. Hammurabi, el rey de la justicia, en quien Shamash ha conferido derecho (o ley) soy yo. Mis palabras son bien consideradas; Mis acciones no son igualadas – para traer abajo a los que eran altos, para humillar a los orgullosos, para expulsar la insolencia. Si un gobernante sucesor considera mis palabras, que he escrito en esta mi inscripción, si no anula mi ley, ni corrompe mis palabras, ni cambia mi monumento, entonces Shamash alargará ese reinado del rey, como él tiene el de mí, El rey de justicia, para que reine en justicia sobre sus súbditos. Si este gobernante no estima mis palabras, que he escrito en mi inscripción, si desprecia mis maldiciones y no teme la maldición de Dios, si destruye la ley que he dado, corrompe mis palabras, cambia mi monumento, Nombre, escribe su nombre allí, o por causa de las maldiciones comisionar a otro para que lo haga, que el hombre, ya sea rey o gobernador, patesi, o plebeyo, no importa lo que sea, puede el gran Dios (Anu), el Padre de la Dioses, que ha ordenado mi regla, retirarle la gloria de la realeza, romper su cetro, maldecir su destino. . . Que Nin-karak, hija de Anu, que me concede gracia, haga llegar a sus miembros en E-kur fiebre alta, heridas graves, que no pueden ser curadas, cuya naturaleza el médico no entiende, lo cual no puede Tratar con el aderezo, que, como la mordedura de la muerte, no se puede quitar, hasta que han minado su vida. Que se lamente la pérdida de su poder vital, y que los grandes dioses del cielo y de la tierra, los Anunaki, inflijan una maldición y un mal sobre los confines del templo, las paredes de este E-barra [el templo solar de Sippara ], Sobre su dominio, su tierra, sus guerreros, sus súbditos y sus tropas. Que Bel lo maldiga con las maldiciones potentes de su boca que no pueden ser alteradas, y que puedan venir sobre él inmediatamente.

De la traducción de L. W. King. Versión original del e-texto en http://eawc.evansville.edu/anthology/hammurabi.htm Editado para el uso de la sala de clase.

Otras partes del Código de Hammurabi se pueden encontrar en:

Prólogo
Procedimiento legal
Casa
Esclavitud
Comercio
Diverso
Epílogo

Introducción y texto electrónico Copyright 2005-2016 por thenagain info dkoeller@sbcglobal.net.

Todos los derechos reservados.

El más antiguo código conocido de leyes en el mundo.

En 1902 exploradores franceses descubrieron en Susa una piedra de diorita negra en la que estaban inscritas las leyes promulgadas por el Rey Hammurabi, rey de Babilonia, 2285-2242 A.C. Estas llamadas leyes eran determinaciones que el rey había tomado en relación a como debía impartirse justicia en su reino. Si parece que Hammurabi insiste en que le fueron entregadas por el dios Samash, o una entidad a quien a el le merecio el titulo de Dios. Se aseguro no obstante que lo estipulado en ellas se cumpliese e incluso terribles maldiciones por órdenes suyas fueron también escritas para todo aquel que osara cambiarlas o no cumplirlas. A pesar de estas supersticiosas maldiciones estas leyes no se preservan en su totalidad, en un pasado remoto fueron borradas aproximadamente 34 secciones de la piedra. No se borraron porque ellas hubieran sido objetadas; sino como resultado de haber caído la columna de diorita negra como trofeo de conquista. Cayo en las manos de un Monarca que vivió posterior a Hammurabi quien deliberadamente borro las columnas de la base en la parte del frente. El mando a grabar en ellas su nombre cuando la mando a trasladar de Babilonia a Susa donde fue después encontrada. El código de Hammurabi posee una asombrosa propiedad y es su capacidad para ser comprendida, su sabiduría y la comprensión del comportamiento humano que demuestran. Es significativo que muchos de sus preceptos están vigentes en el sistema legal actual porque prevén muchas de las posibles situaciones que se pueden presentar en la vida social o privada de los individuos. Señalan un estudio minucioso del comportamiento social de los seres humanos, algo sorprendente de encontrar en una civilización tan antigua. Hammurabi dice que las recibió del dios del sol Samash; como se representa en el relieve en la parte superior de la piedra. Están escritas en una forma que atrae la atención del que las lee, bastante atípica en comparación a la forma en que tradicionalmente se escribían las tabletas de arcilla cuneiforme en Mesopotamia ya que estas comúnmente se leían en forma lineal horizontal de izquierda a derecha. El código de Hammurabi está escrito sin embargo, en el estilo de escritura que fue solamente empleado en esculturas e inscripciones formales o de carácter solemne. Estas leyes realizadas en un estilo simplificado llamado antigua Babilonia cursiva están escritos en columnas cortas que se lean desde arriba hacia abajo; como se lee la escritura china, estaban escritas en la parte de atrás y del frente del pilar de piedra en escritura cuneiforme o también conocida como ESCRITURA ARCAICA DE CARACTERÍSTICAS CUNEIFORME. Estos son jeroglíficos que se hacían en la civilización babilónica y que se ejecutaban empleando una puntiaguda herramienta. Estas leyes estaban divididas en secciones cada una, que explica un juicio que corresponde con una ley general. Aunque no fue el propósito intrínseco con el que se escribieron revelan no obstante importantísima información en relación con la agricultura, la sociedad y sus hábitos, el comercio, las relaciones sexuales, los oficios, la política, la vida militar, la herencia, las adopciones, el derecho sobre la propiedad privada así como otros diversos aspectos de la vida privada de sus ciudadanos. Este código babilónico antecede en el tiempo al breve código del éxodo. Es como si ambos hubieran sido escritos por la misma persona o entidad, como ellos le llamaban Dios, solo que en distintas puntos geográficos y con la entidad o deidad identificándose con distinto nombre. Es de destacar que curiosamente la parte dedicada a la legislación criminal es más bien breve ya que la mayoría de ellas corresponde a aspectos de legislación civil. La separación entre las leyes civiles y criminales no tiene una división científicamente planeada lo que demuestra la espontaneidad con que fueron escritas. Contienen principios en general de lo que hoy se considera jurisprudencia, entre los que destaca la penalización como consecuencia a infligir un daño o perjuicio y el derecho de retribución para la parte afectada.

Aunque en muchos sentidos según nuestra visión moderna del derecho, buscando la debida justicia va a extremos como la famosa ley que estipula ojo por ojo, diente por diente, mano por mano y pie por pie. En estos extremos se cuenta la muerte por empalamiento, ahogos y mutilaciones como retribución por la ofensa. Claro que muchas de estas leyes que son tan duras y extremas, mas a rajatabla como diríamos hoy; provienen de relatos de castigos ejemplarizantes que corresponden a épocas bastante anteriores a la época en que se escribieron las leyes de Hammurabi y que corresponden a estadios más incivilizados o primitivos pero perfectamente en concordancia con la dureza con que tradicionalmente se lidiaba en esa región Mesopotámica, curiosamente esa violencia estaba incitada por la misma religión y también por la política de la oligarquía en el poder que rigurosamente cohesionaba mediante el miedo al castigo a que se cumplieran esos decretos. Aunque no nos lo parezca así, muchas de las leyes contenidas en este código babilónico son bastante suaves en algunos aspectos, si las comparamos con las legislaciones de civilizaciones y culturas posteriores. Estas ultimas determinaron duramente el castigo o justicia aplicada para los infractores de las leyes, en muchos casos con la privación de la vida inclusive por infracciones menores. esto puede ser constatado en distintas épocas de la historia de la humanidad. Curiosamente están ausentes de estas leyes babilónicas referencias acerca de las leyes teológicas o ceremoniales. Esta omisión parece indicar que había en Babilonia una separación de las leyes canónicas de las del estado, por lo que podemos inferir que a diferencia de las legislaciones en culturas y periodos posteriores, que si penalizaron con la muerte a sus ciudadanos por diferencias religiosas, al menos muchos babilonios conservaron su vida gracias al aspecto religioso no estar contemplado. Este antiguo proyecto de legislación ciudadana que intenta regir el comportamiento que a juicio de este rey y la deidad que le encomendara las leyes era el correcto, vislumbra en un tiempo tan remoto aspectos que hoy en día están contenidos en las legislaciones modernas de muchos países. Este avanzado pensamiento que sistematiza y rige según un código escrito como se impondrán la justicia y el comportamiento a seguir de los ciudadanos revela un alto nivel en el desarrollo de esta civilización y a Hammurabi como un precursor que estableció el cumplimiento de estas leyes; organizadas para mantener un control recio sobre los ciudadanos y su comportamiento.

Bibliografia

– Hammurabi Code and the Sinaitic Legislation W… (Paperback) by Chilperic Edwards. Watts & Co printers. London.
– Jenkins Owen B. The Code of Hammurabi compare with American law. Library of the University of Michigan. Law school. Gaylord Bros. Makers. Syracuse. N.Y.1908. Digitized copy by Google.

ASIRIOS

Los asirios eran uno de los pueblos principales a vivir en Mesopotamia durante épocas antiguas. Vivían en el norte de Mesopotamia cerca del comienzo de los ríos Tigris y Eufrates. El Imperio Asirio se levantó y cayó varias veces a lo largo de la historia. La primera subida Los asirios primero subieron al poder cuando el Imperio Akkadian cayó. Los babilonios tenían control del sur de Mesopotamia y los asirios tenían el norte. Uno de sus líderes más fuertes durante este tiempo fue el rey Shamshi-Adad. Bajo Shamshi-Adad el imperio se expandió para controlar gran parte del norte y los asirios crecieron ricos. Sin embargo, después de la muerte de Shamshi-Adad en 1781 AC, los asirios crecieron débiles y cayeron pronto bajo control del imperio babilónico. Segunda ascensión Los asirios se elevaron una vez más al poder desde 1360 aC hasta 1074 aC. Esta vez conquistaron toda la Mesopotamia y ampliaron el imperio para incluir gran parte de Oriente Medio incluyendo Egipto, Babilonia, Israel y Ciprés. El imperio neo-asirio El final, y quizás el más fuerte, de los imperios asirios gobernó de 744 a. C. a 612 aC. Durante este tiempo Assyria tenía una cadena de gobernantes poderosos y capaces tales como Tiglath-Pileser III, Sargon II, Sennacherib, y Ashurbanipal. Estos líderes construyeron el imperio en uno de los imperios más poderosos del mundo. Conquistaron gran parte de Oriente Medio y Egipto. Una

vez más, fueron los babilonios quienes derribaron el Imperio Asirio en 612 AC.

El Imperio Asirio 884 a 612 a.C. (272 años)
Durante su período de imperio Asiria, que fue fundada por los colonos de Babilonia, se convirtió en la nación más poderosa de la tierra. En un tiempo el imperio abarcó 540,543 millas cuadradas (1,4 millones de kilómetros cuadrados) de tierra. Algunos estudiosos consideran a los asirios como el primer gran poder real en la historia humana. Fueron ellos, bajo el rey Shalmaneser V, quien en 723 aC. Conquistó Samaria y llevó cautivas a las tribus del norte de Israel (también conocidas como las diez tribus perdidas de Israel).

Grandes guerreros Los asirios eran tal vez más famosos por su temible ejército. Eran una sociedad guerrera donde la lucha era parte de la vida. Fue así como sobrevivieron. Eran conocidos en toda la tierra como crueles y despiadados guerreros. Dos cosas que convirtieron a los asirios en grandes guerreros fueron sus mortales carros y sus armas de hierro. Hicieron armas de hierro que eran más fuertes que las armas de cobre o de estaño de algunos de sus enemigos. También eran hábiles con sus carros que podían causar miedo en el corazón de sus enemigos.

Las interacciones asirias con Israel y Judá
El rey Shalmaneser III (859 – 824 a. C.)
Shalmaneser III fue el primer rey de Asiria en entrar en conflicto con Israel. Según los Misteriosos Números de los Reyes Hebreos por Edwin R. Thiele, el rey de Israel Ahab (874 – 853 a. C.), con una confederación de príncipes, luchó contra él en la batalla de Qarqar en 853 a. (Página 76). El Rey Jehú de Israel (841 – 814 a.C.) comenzó a pagar tributo a Shalmaneser en 841 aC. (Páginas 103 a 104). Se cree que la primera representación conservada de un israelita es la del rey Jehú. El rey aparece en un obelisco negro de piedra caliza (C. 825 a.C.) de Nimrud que conmemora los hechos de Shalmaneser III. Se muestra a Jehú, delante de Shalmaneser, besando el suelo. Inscripciones en el obelisco dicen que el rey israelita cortó sus lazos con los reinos de Judá y Fenicia y se convirtió en sujeto de los asirios.

El rey Tiglath-pileser III (745 – 727 a. C.)
Menahem, Rey de Israel (752 – 742 aC), pagó al rey mil talentos (75,000 libras esterlinas o 34,300 kilogramos) de plata para no subir contra él (2 Reyes 15:19). El rey Acaz de Judá (735-715 a. C.) no sólo pagó tributo a Tiglat-pileser, sino también rogó al rey de Asiria: “Sube y sálvame de la mano del rey de Siria y de la mano del rey de Israel, Que se levantan contra mí “(2 Reyes 16: 7). Tiglath-pileser respondió atacando Damasco y ejecutando a su rey en 732 A.C.

El rey Shalmaneser V (727 – 722 a. C.)
Conquista Samaria, que es la capital de Israel (las diez tribus del norte), en 723 aC. Lleva a los israelitas como cautivos a Asiria.

El rey Sennacherib (705 – 681 a. C.)
En 701 aC. Senaquerib amenazó con destruir Jerusalén. Dios respondió enviando al Ángel del Señor, quien mató a 185,000 soldados mientras se preparaban para entrar en la ciudad (2Reyes 18-19, Isaías 37:33 – 38).

El rey Esarhaddon (681 – 669 a.C.)
Manasés, rey de Judá (696 – 642 a.C.), pagó tributo a Esarhadón.

El rey Ashurbanipal (669 – 633 a. C.)
Manasés, rey de Judá, rindió tributo a Asurbanipal. El rey Manasés también fue llevado, en grilletes, a Babilonia por el rey Esarhadón o Asurbanipal (ver 2 Crónicas 33).

La Biblioteca de Nínive El último gran rey asirio, Asurbanipal, construyó una gran biblioteca en la ciudad de Nínive. Recogió tabletas de arcilla de toda Mesopotamia. Éstos incluyeron las historias de Gilgamesh, el código de Hammurabi, y más. Gran parte de nuestro conocimiento de las civilizaciones Antiguas de Mesopotamia proviene de los restos de esta biblioteca. Según el British Museum de Londres, se han recuperado algo más de 30.000 tabletas. Estas tabletas forman alrededor de 10.000 textos diferentes. Datos interesantes sobre los asirios Las grandes ciudades del Imperio Asirio incluyeron a Asur, Nimrud y Nínive. Ashur era la capital del imperio original y también su dios principal. Tiglath-Pileser III construyó caminos en todo el imperio para permitir que sus ejércitos y mensajeros viajaran rápidamente. Los asirios eran expertos en la guerra de asedio. Ellos usaron los arietes, torres de asedio, y otras tácticas tales como desviar el suministro de agua con el fin de tomar una ciudad. Sus ciudades eran fuertes e impresionantes. Tenían enormes murallas construidas para soportar un asedio, muchos canales y acueductos para el agua, y palacios extravagantes para sus reyes.

PERSAS

PROXIMAMENTE.

 

 

 

Jesmar Martinez © 2016 – 2018

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies